Cómo combinar la ropa en verano según tu color de piel

Si ya en ocasiones te parece algo complicado combinar bien el color de tu ropa, imagínate si lo que quieres ahora es combinar la ropa en verano con el color de tu piel. Sobre todo, porque vas cogiendo cierto morenito y hay que ir variando vestuario para poder lucirlo, ¿no? Bueno, también está el caso de los que no tenemos tanta suerte con el bronceado y nos quedamos igual… Pero ese es otro tema.

El color de la piel influye mucho en el efecto que puedan ocasionar ciertos colores a la hora de combinar la ropa en verano. ¿No te han dicho nunca eso de ese color no te viene bien con el tipo de piel que tienes?

Piel clara

A los que somos de piel clara nos favorecen especialmente colores como el negro, el gris, el azul oscuro, el beige, el blanco, el rojo, el dorado o el plateado. Sencillamente porque todos los anteriores son colores primarios y con una tonalidad que le va a venir perfecto a nuestro color de piel. Colores intensos, pero que no sean estridentes, y evitando especialmente el amarillo en cualquier grado.

En todo caso, hay que precisar que si tu piel es demasiado clara hay que evitar los blancos, ya que remarcan la palidez. Durante el verano, puedes jugar con las tonalidades intermedias de estos colores primarios. Si usas colores tenues, que vayan siempre acompañados de prendas más oscuras para darle personalidad al conjunto.

Piel intermedia

Si tienes ese color de piel que ni blanco ni moreno, combinar la ropa en verano posiblemente te resulte algo más sencillo. Vas a poder elegir entre una variedad de colores mucho más amplia, pasando de los primarios a los azules claros, los grises, los beiges. Es decir, en este caso puedes jugar con una combinación de claros y oscuros con total naturalidad.

Lo ideal sería combinar los tonos oscuros con los claros sin que haya una predominancia de uno sobre el otro. Te pueden venir bien colores como los rosados, el azul turquesa, el salmón, los verdes y amarillos. Lo cierto es que los que lleváis este tono de piel intermedia lo tenéis algo más sencillo para combinar la ropa en verano.

Piel morena

Si tu piel es morena, ese tipo de piel oscura con el que nos das envidia al resto en cualquier playa, lo mejor será utilizar gama de blancos que precisamente te resalten el color de piel. También son muy útiles para combinar la ropa en verano colores como el azul muy vistoso, el amarillo, el fucsia, el verde o el negro, así como las gamas claras de grises y caquis.

En la medida de lo posible, hay que evitar los tonos fuertes en morado, azul y café. Una piel morena y oscura va muy bien con los clásicos estampados para camisas y los polos combinados con negro y blanco.

En definitiva, hay quien dice que no hace falta tener las mejores prendas para lucir más elegante, sino el arte de saber combinarlas y llevarlas. Si a eso le añades una buena elección para tu color de piel, mejor que mejor.

Post a Comment

¡SÍGUENOS EN INSTAGRAM!